Saltar ao contido

Ya no sé si seguimos siendo amigas

11/01/2016

Y si no lo sé, probablemente es que ya no lo seamos.

Me estaba preguntando si podía preguntarte a dónde te ibas, y con quién y hasta cuándo. Y no es que yo nunca haya sido de preguntar. Y no es que quiera averiguarlo. Pero no me siento libre de hacerlo. Ya no sé nada de ti. Ni de tu vida. Con qué derecho te puedo pedir más detalles.

Y si ahora me lo pregunto. Y si ahora ya no me atrevo a hacerte preguntas, es porque lo he dejado pasar. Porque no me he sentado a  hablar contigo, no he encontrado el momento, estaba liada, tenía prisa, no me apetecía hablar, no me apetecía quedar, modo pijama on- irreversible.

No esperaba que me pasara esto. Tenía tanta confianza en nuestra amistad que pensaba que duraría para siempre. Y si dura para siempre, ¿para qué vamos a vernos hoy si ya nos veremos mañana? Y, como he leído o he visto hace poco, nuestro cerebro es capaz de hacer previsiones, pero siempre le parece que las cosas van a suceder más despacio de lo que en realidad suceden. Por eso quizás todo vuela siempre. Porque no nos lo esperamos. Esperamos quedar la semana siguiente y cuando nos damos cuenta ya han pasado dos semanas, un mes, un verano, seis meses, años.

Y, claro, después de años quién soy soy para preguntarte con quién te vas de viaje. Soy una amiga de la infancia. Soy un recuerdo. Quizás ni eso.

Advertisements
No comments yet

Deixar unha resposta

introduce os teu datos ou preme nunha das iconas:

Logotipo de WordPress.com

Estás a comentar desde a túa conta de WordPress.com. Sair /  Cambiar )

Google+ photo

Estás a comentar desde a túa conta de Google+. Sair /  Cambiar )

Twitter picture

Estás a comentar desde a túa conta de Twitter. Sair /  Cambiar )

Facebook photo

Estás a comentar desde a túa conta de Facebook. Sair /  Cambiar )

Conectando a %s